domingo, 30 de junio de 2024

A media hora de julio

Si tuviera que escribir ahora, a toda prisa media hora antes de que acabe Junio, hablaría de que ha llegado el estío denso, lento y caluroso a estas tierras de secano. Que he visto dos películas de Robert de Niro que no recuerdo si las había visto ya, pero que me han encantado (Heat y Taxi Driver). Que este mes he concluido dos obras maestras El futuro recordado de Irene Vallejo y La llama y el hielo de Plinio Apuleyo Mendoza y que cuando todo se tensa como en este último año, hay que ir con cuidado para que la cuerda no se rompa al volver a la normalidad destensada, floja y fragil.

Que conducir, solo, en silencio, te hace mirarte por dentro. Tengo una teoría propia, aventurada y peligrosa de que la gente triste que tiene que conducir a diario largos trayectos tiene proclividad a caer en la depresión por hacerse demasiadas preguntas sin respuesta y sin embargo cuando se está conforme con uno mismo, conducir por carreteras secundarias te permite abrir paréntesis para contarte sueños inspiradores al oído.

Leo, sigo leyendo, para no escribir. Sigo con Josep Pla ya en el último tercio del año de la gripe en su cuaderno gris. Es una delicia en esa traducción limpia, rica y reinventada de Ridruejo. Me visita Bascombe, ya lo he contado. Y tengo tantos libros empezados sobre la mesilla que a penas llega la luz a mis noches desveladas. 

Por fin logro esquivar las pesadillas o más que pesadillas esas ideas que se quedan pegadas a la vida al cerrar los ojos; porque no se sueñan historias sino sentimientos a los que, el enanito cabrón que habita nuestra inconsciencia, les pega argumentos con personajes que rescata del día a día.

Empieza a llover; empieza el futbol, que realmente me importa una mierda, pero que sirve de excusa para estar un rato más con los chicos. Hablar de trivialidades completa los vacíos, como los completa hablar con los mayores que se saben más mayores cada día. También he ido al teatro a ver El padre con Jose María Pou que es un actor sensacional. Una obra de mayores, por eso me viene a la cabeza, que mezclan la vida imaginaria para poder huir de ella en un puente entre su ahora y su nunca jamás.

Vamos cerrando párrafos, abriendo otros y como en un relato recurrente cuestiones de ayer se hacen de nuevo hoy mismo. Llego tarde a casa, te veo dormir, ya sin ropa o con poca ropa, porque esta calor (en femenino) a veces nos exprime y a veces nos desnuda. Qué ganas tengo este año de un verano largo. Qué reticencia a empezar de nuevo en septiembre.

Miro el reloj del ordenador, llevo veinte minutos escribiendo y ya solo quedan diez para julio, me apresuro, y como una promesa que nadie me exige, me siento satisfecho porque vuelvo a escribir cuatro post al mes. Dejar, al menos, huella de lo vivido, de prisa, sin corrección, como un paseo en la arena que borrará la pleamar, ya buscaremos luego alguna foto y alguna música, ahora tan solo letras.



 Ya sabeis que soy forofo absoluto de los Foxes and fossils.



3 comentarios:

  1. Pues no, no lo sabía, es más, por no saber ni sabía de su existencia, Landslide, la conocía de Fleetwood Mac pero suena más bonita en sus voces y tus minutos antes de que finalice junio en letras , también suenan estupendamente, se nota que por fin respiras y me alegro muchísimo de escucharte respirar. Las dos pelis están muy bien, segurísimo que ya las habías visto, son casi clásicos, de la literatura no puedo decirte nada porque no he tenido el gusto y no te machaques con lo de hacerte mayor, hasta los niños se hacen mayores y lo llevan bien ; ) Muchso besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los Foxes son uno de esos grupos que empiezan a tocar por internet y colgar en youtube y poco a poco se van profesionalizando tocando cada vez mejor. Me encantan. La versión de landslide la tocan de miedo (yo creo que alguna vez ya la he puesto pero me da igual). El pobre scott murió hace no mucho. Es el señor de barbas. Es una canción de una tristeza tremenda que redescubrí en la serie This is Us que si no la has visto ya tardas.
      Empiezo a respirar (poco a poco); espero que las cicatrices mentales no duelan mucho en los dias tristes de lluvia. Te agradezco tus palabras.
      Me gustan mucho Al Pacino y Robert de Niro. Heat seguro que no la habia visto, Taxi Driver me suena a que sí pero no la recordaba.
      Bsssssss

      Eliminar
    2. jaja sí que la he visto, hasta le hice una entrada MIRA : ) llegué hasta la quinta temporada ahí me aburrí un poco y no la terminé. A mi tb meencanta Al Pacino y Robert de Niro, creo que todas las pelis que he visto de ellos me han gustado, más o menos pero me han gustado.. por Youtube sale tantísima gente que es imposible controlarlos a todos, pero comprendo que te gusten y de las secuelas, no te preocupes, tiempo al tiempo y si no curan del todo, se amortiguarán seguro, la lluvia y la tristeza, son inseparables, por eso los gallegos son tan morriñosos ; ) más besos!

      Eliminar